Saltar al contenido
Ultimas Noticias de Bolivia

Francia cierra discotecas ante Ómicron y EEUU obliga a vacunas

7 diciembre, 2021

Nueva York, la capital financiera de EEUU, impondrá la vacuna anticovid a los trabajadores del sector privado a finales de diciembre, la primera medida de este tipo que se toma en el país, donde ya se han detectado los primeros casos de la variante ómicron del coronavirus.

Mientras en Francia, el Gobierno tomó la decisión de cerrar las discotecas desde el próximo 10, durante un mes, al igual que los festejos previos a la Navidad que sufrirán restricciones para tratar de salvar las fiestas de fin de año ante el avance de la pandemia y la aparición de la nueva variante en el país europeo hace cinco días. 

EEUU «Tenemos las herramientas, pero tenemos que usarlas de manera agresiva, y tenemos que actuar con rapidez. Y por eso describo las acciones que estamos tomando hoy como un ataque preventivo», dijo el alcalde Bill de Blasio, que ya había adelantado la medida en un canal de televisión.

El regidor, aunque reconoció que todavía se habían detectado pocos casos de la nueva variante en EEUU, advirtió que se «acabará propagando».

«Solo se han registrado algunos casos en varios estados, pero sabemos que está aquí, sabemos que se va a propagar, y en este momento parece muy transmisible», declaró De Blasio antes de insistir en que la ciudad no puede permitirse el regreso de las restricciones ni de los cierres.

De acuerdo con la nueva orden municipal, a partir del 14 de diciembre también será obligatoria la vacuna para todos los niños mayores de 5 años, y habrá que mostrar prueba de vacunación en actividades escolares extracurriculares consideradas de «alto riesgo», como deportes, bandas de música o danza.

FRANCIA

El primer ministro Castex explicó el cierre de discotecas porque la elevada circulación del virus es importante entre los jóvenes y por la dificultad de llevar en ellas la mascarilla, al tiempo que señaló que las empresas afectadas recibirán ayudas económicas.

Asimismo, Castex indicó que, por ahora, no se justifican otras medidas restrictivas generalizadas, como la limitación de aforos o los toques de queda, pero pidió prudencia en todas las celebraciones navideñas, como las cenas de empresa u otras celebraciones.

El primer ministro pidió la anulación de las mismas cuando no sea posible llevar mascarilla y elevar la vigilancia en el resto. «La idea no es prohibirlos, es que se respete la distancia y se lleve la mascarilla. Pero cuando no se pueda, serán prohibidos», dijo.

A %d blogueros les gusta esto: