Saltar al contenido
Ultimas Noticias de Bolivia

La insuficiencia renal ya es una “epidemia”

28 septiembre, 2013

La insuficiencia renal

La insuficiencia renal se ha convertido en una de las enfermedades crónicas que más está afectando a la población. Según la responsable de la Unidad de Trasplantes del Hospital Viedma, Maiza Saavedra, la enfermedad es considerada ya una “epidemia” nacional.

El impacto de la enfermedad se refleja en la existencia de 200 pacientes con insuficiencia renal que están en una lista de espera para ser atendidos en el servicio de hemodiálisis del Viedma. El Hospital actualmente sólo puede atender a 100 pacientes, entre 18 y 63 años, por semana. Los que no acceden a este tratamiento deben resignarse o acudir a los servicios privados, donde los costos de atención son muy elevados, comentó la responsable de Hemodiálisis de este centro hospitalario, Mirtha Medrano.

Actualmente, el Gobierno central subvenciona “en gran porcentaje” el costo del tratamiento de hemodiálisis en centros médicos públicos como el Viedma. Aun así, para muchos enfermos renales el tratamiento es todavía inaccesible.

Según una de las pacientes renales del Viedma, Sonia Bernal, los enfermos invierten un promedio de 450 bolivianos por semana en tres sesiones de hemodiálisis; por el contrario, el costo real en hospitales privados es superior a los 500 por sesión, sin medicamentos ni insumos adicionales.

Bernal no pudo contener las lágrimas y lamentó que la enfermedad además de ser extremadamente cara en su tratamiento afecte la estabilidad emocional y psicológica de los pacientes motivo por el cual pidió a las autoridades que el tratamiento de “hemodiálisis” tenga un costo cero”.

Saavedra indicó que en Bolivia, hay cerca de 2.000 enfermos renales que se someten a diálisis, de los cuales la tercera parte lo hace en centros públicos y similar cantidad en la seguridad social. Entre tanto, un gran porcentaje no recibe ningún apoyo. El trasplante de riñón es la única alternativa para que los enfermos renales dejen de depender de la máquina y accedan a mejores condiciones de vida. Sin embargo, según Saavedra el mayor problema es la “falta de donantes”.

A %d blogueros les gusta esto: