Saltar al contenido
Ultimas Noticias de Bolivia

Cambian a dos jefes policiales

6 julio, 2012

El gran problema con el que ahora se topa la aplicación de las ordenanzas de restricción vehicular y de regulación de parqueos, después de que ayer el Comando Departamental de la Policía cambiara al jefe de la Unidad Operativa de Tránsito, Grover Zapata, es la falta de continuidad.

Zapata participó, junto a funcionarios de la Alcaldía, en la elaboración y posterior aplicación de las ordenanzas que controlan el tráfico vehicular. Además del comandante de Tránsito, se procedió al relevo del jefe de Seguridad Física Estatal, José Ayala.

Consultado sobre las razones que motivaron al cambio de Zapata, el comandante departamental de la Policía de Cochabamba, Edwin Montaño, informó que se trata de acciones de “rutina”.

Por su parte, Zapata dijo estar sorprendido con el cambio, puesto que todavía existían “varios proyectos” por realizar.

Consultado sobre las razones de su cambio, dijo desconocerlas, y comentó que por “ineficiencia” no podría ser.

Zapata instó a su sucesor a continuar con todos los trabajos que se han estado realizando desde Tránsito con la aplicación de las ordenanzas, esperando que se imprima la misma pasión entregada por su persona, elemento que hace la diferencia, aseveró Zapata.

El nuevo comandante de Tránsito es Jorge Torrico.

Obstáculos

Hever Rojas, responsable de Movilidad Urbana del municipio, dijo que estos cambios representan un obstáculo para proseguir con la respectiva aplicación de las ordenanzas y no son aconsejables, puesto que se quita continuidad al trabajo que se viene realizando en el municipio.

Tras el cambio del comandante de la Unidad Operativa de Tránsito, Rojas explicó que este tipo de hechos siempre se da, pero que esperaban continuar trabajando con la autoridad por lo menos hasta finalizar el año.

De igual manera, evaluó de “sobresaliente” y “loable” el trabajo que Zapata realizó durante su corta gestión en Cochabamba y añadió que demostró capacidad en el cargo.

La aplicación efectiva de las ordenanzas 4398, que regula el estacionamiento en las vías públicas de la cuidad, y 4394, de restricción vehicular, logró que las calles de la cuidad sean más transitables, que los ciudadanos utilicen las zonas de parqueo de forma tarifada y que se trabaje en la educción vial.

El comandante Erwin Montaño ratificó que se vendrán algunos cambios pero que éstos son estudiados.

Fuente. Los tiempos

[ad#ad-2-300×250]

A %d blogueros les gusta esto: