Boca Juniors perdió ayer en la Bombonera por 1-2 ante Talleres pero con tres puntos de ventaja supera a Newell’s Old Boys y San Lorenzo, que le persiguen con 31.

El equipo “xeneize” sufrió en la decimosexta jornada de la Liga la segunda derrota y la primera como local desde febrero de 2016.

Victorio Ramis y Emanuel Reynoso dieron vuelta a un partido que perdía Talleres con un tanto de Oscar Benítez.

San Lorenzo perdió ayer por 2-0 ante Godoy Cruz y desperdició la oportunidad de cazar al Boca Juniors.

Con dos tantos de Guillermo Pol Fernández, uno de penalti, el equipo mendocino se impuso ante su público y dejó a San Lorenzo en 31 unidades, a tres de Boca Juniors. De esta manera, el Ciclón dirigido por el uruguayo Diego Aguirre ahonda su mal momento tras sus derrotas en el comienzo del grupo 4 de la Copa Libertadores ante Flamengo y Atlético Paranaense.

Newell’s Old Boys también alcanzó la segunda posición con 31 enteros tras golear el sábado por 3-0 a Vélez Sarsfield con un triplete de su goleador, Ignacio Scocco.

Estudiantes trepó a la tercera posición (30 puntos) tras su triunfo ajustada por 1-0 ante Patronato con gol de Leandro Desábato.

En otros resultados de la decimosexta jornada, Racing Club cayó por 2-0 en su visita ante Belgrano, Independiente empató sin goles con San Martín en el debut de Ariel Holan como técnico, y Colón derrotó a domicilio por 0-2 a Unión en una nueva edición del clásico santafesino.

Rosario Central doblegó por 0-1 a Quilmes, Gimnasia repitió el mismo marcador ante Tigre, Huracán se impuso por 2-0 a Defensa y Justicia y Sarmiento venció por 2-1 a Temperley.

La jornada se completará hoy con los choques Arsenal-Atlético Rafaela y Atlético Tucumán-Aldosivi, mientras que mañana River Plate visitará a Lanús.

BENÍTEZ DEBUTA EN LA BOMBONERA

El debut oficial de Oscar Benítez en la Bombonera tuvo de todo: picante por las bandas, desbordó unas cuantas veces e incluso llegó al gol, sin embargo, una lesión en el tobillo izquierdo lo sacó de la cancha antes de lo previsto. Se fue rengueando, ayudado por los médicos.

El mismo destino que le hizo un guiño días atrás, ahora lo sacó de la cancha. A Benítez le tocó jugar como titular contra Talleres por la lesión de uno de sus compañeros, Ricardo Centurión, quien se quedó afuera de la lista por un golpe en el hombro derecho. Guillermo lo eligió para que lo reemplazara, haciéndolo debutar de manera oficial en la Bombonera, y el ex

Lanús no decepcionó: picante por las bandas, desbordó unas cuantas veces e incluso llegó al gol, pero lamentablemente para él (y para Boca) no se fue de la cancha con una sonrisa. Es que, cuando comenzaba a ponerse interesante el segundo tiempo, tuvo que salir a causa de una fuerte molestia en el tobillo.

La imagen del final, tomándose la pierna izquierda mientras los doctores lo atendían, dejó preocupado a Guillermo, que enseguida hizo la variante. Y esa preocupación se incrementó todavía más cuando lo vio irse de la cancha rengueando, casi sin poder pisar, y con la ayuda de los médicos. Todavía, lógico, no hubo parte médico. A esperarlo. (Olé)

Dejar respuesta