Alrededor de 120 personas murieron y otras cien resultaron heridas en el incendio que se desató la noche del sábado en una fábrica textil de ocho plantas, situada en las cercanías de Dacca, la capital de Bangladesh.

El incendio en una fábrica de ocho plantas de la empresa Tazreen Fashion se extendió rápidamente por todo el complejo, situado en la Zona de Procesamiento de Exportaciones de las afueras de Dacca.

Inicialmente, las autoridades informaron de nueve muertos, pero los bomberos hallaron muchos más cadáveres cuando pudieron acceder a las instalaciones y una vez que el fuego fue controlado, ya de madrugada.

En total, unos cien trabajadores resultaron heridos, según fuentes de los servicios hospitalarios citadas por el diario bangladeshí “The Daily Star” que añadieron que al menos un decena de ellos está en situación crítica.

“Sospechamos que el fuego comenzó por un cortocircuito, pero no estaremos seguros hasta que concluya la investigación”, aseguró a los medios locales el director general de la brigada de bomberos, el brigadier general Abu Nayeem Mohammad Shahidulá.

Una fuente de los servicios de bomberos reveló a Efe que sus equipos han hallado 111 cadáveres en el interior de la fábrica, mientras que otras fuentes oficiales aseguraron a “The Daily Star” que el total de fallecidos es de 124 personas.

“Quizá haya más, porque la operación de búsqueda continúa. El problema es que los accesos al edificio eran malos y los vehículos de bomberos no podían llegar”, dijo a Efe el exvicedirector de la brigada anti-incendios, Selim Newaj Bhuiyal.

Hasta la fábrica se desplazaron un total de tres vehículos de bomberos poco después del inicio del fuego, que comenzaron a luchar contra las llamas con ayuda de los lugareños, y otros 12vehículos llegaron más tarde, de acuerdo con medios locales.

El incendio comenzó en la planta baja del edificio y desde allí se extendió rápidamente hasta la cuarta planta, mientras algunos trabajadores de la fábrica corrían a refugiarse al techo del edificio, de donde fueron rescatados cincuenta de ellos.

Otros, con peor suerte, se arrojaron por las ventanas huyendo del fuego, y al menos cuatro trabajadoras murieron de esa manera.

En Bangladesh suelen producirse incendios debido al mal estado del cableado, y los cortocircuitos son comunes en las plantas textileras, uno de las principales rubros económicas del país.

Dejar respuesta