Orgullosos, presuntuosos, elegantes y altos… cuando el “top knot” o el moño en lo más alto comenzó a mostrar su encanto sentado sobre las cabezas más famosas, nos dimos cuenta que una tendencia de belleza llegaba para quedarse.La última vez que muchas de nosotras nos hicimos un moño era para nuestras clases de ballet… e incluíamos demasiado jaloneo de cabello y spray. Sin embargo, la versión más moderna del moño, el top knot, llega con mucho “joie de vivre”.

Es ideal para tu día a día; estés usando un vestido sencillo o una chaqueta de cuero, el “top knot” eleva tu look a otro nivel. También es perfecto para tus noches de verano. Muchas celebridades lo usan para eventos formales como galas y alfombras rojas, e incluso lo puede lucir en una boda.

La manera instantánea para modernizarlo es no tomar el estilismo demasiado enserio y divertirte– las imperfecciones le dan su encanto.

Lo más importante sin embargo, no es cómo lo luces, pero dónde lo luces. Un moño bajo te dará un aire severo y frio, mientras que uno alto acentuará los hombros y el cuello y llamará la atención a tus pómulos, resultando favorecedor y chic.

Una de las celebs que notó los beneficios de belleza del “top knot” es Nicole Richie. “Alarga el cuello y toda la silueta. Un top knot da forma al rostro y da la ilusión de mayor volumen en el cabello”, dijo.

“La simplicidad de este peinado favorece el cuello y el área de la clavícula, las áreas más sensuales del cuerpo de una mujer”, concluyó la seguidora fiel del top knot, Kate Bosworth. Lo bueno del top knot es que sienta bien a todas las mujeres, porque estiliza y rejuvenece, y es facilísimo de hacer. Para rematar este look, recuerda que la herramienta de estilismo más importante es la confianza.

Te enseñamos como hacerte un TOP KNOT

Hay quienes se lo hacen de lo más estirados, y hay otras que prefieren su top knot con un estudiado despeinado.

Para comenzar, aplica un poco de spray en aerosol: le dará textura y sostendrá bien sin añadir frizz. Recuerda también que el mousse y el shampoo seco son herramientas recomendadas para añadir textura y volumen al cabello.

Comienza realizando una cola de caballo por encima de la coronilla. Puedes recoger todo el cabello para atrás muy tirante o dejarte cabellos sueltos. Para hacerlo se recomienda inclinar la cabeza hacia adelante, de esta manera le das mayor cuerpo y volumen y queda más alto.

Para un efecto pulcro en los costados y la parte trasera de la cabeza, usa un cepillo de cabello compacto y denso en cerdas. Para cubrir el elástico de la coleta, envuelve una sección de cabello alrededor de la base y asegúrala con horquillas.

Tras realizar la coleta, enrolla todo el pelo hasta crear un moño y sujetarlo con horquillas. Si prefieres, también puedes realizar una trenza a la coleta y repetir el procedimiento.

Una vez realizado el recogido, si quieres puedes soltar mechones del moño como si “te hubieran tirado de los pelos”, así darás un toque desenfadado.

PASO A PASO CON UN DONUT

1 Recoge tu cabello en una cola de caballo lo más alto que puedas. Cepilla tu cabello hasta que esté suave.

2 Una vez que el cabello esté sujeto, desliza la cola de caballo a través del centro del donut y enróllalo hasta el final de manera que quede tocando tu cabeza.

3 Con el donut puesto, toma en tu mano otra liga e inclínate y dispersa el cabello de tu coleta alrededor del accesorio. Esto se logra dejando que la cola descanse justo en el centro del donut para que vaya enrollándose hacia los lados. Usa tus dedos para extender el cabello en forma pareja alrededor del accesorio.

4 Una vez extendido todo el cabello, cubriendo todo el donut, sujeta el moño en su lugar con una mano y desliza la liga alrededor de la base del moño para ajustar.

5 Toma las hebras de cabello que se hayan soltado del moño y envuélvelas alrededor de la liga que acabas de usar. Sujeta los mechones con horquillas.

QUICKIE

Con flequillo. Otra apuesta es dejarte el flequillo, dará un toque desenfadado si te alborotas el moño o, por el contrario, muy elegante si lo dejas tirante con ayuda de un spray fijador.

Evita u un gel y aplica un poco de acondicionador para después de la ducha en la parte trasera y a los lados; lucirás un peinado más pulcro y bien sostenido, además que no secará tu cabello, pero lo nutrirá.

Dejar respuesta