Miércoles, Abril 26, 2017
Ultimas Noticias

plantean diez cambios para mejorar la limpieza urbana

La Alcaldía cruceña mantiene todavía un contrato de aseo urbano por emergencia, que fue adjudicado en marzo al operador brasileño Vega-Solví. En principio se informó de que era por siete meses, pero ya se cumplió el plazo y aún se aguarda el lanzamiento de la nueva licitación.

Precisamente antes de que salga este pliego de especificaciones, los vecinos, el mismo operador de aseo y algunos profesionales hablan de implementaciones necesarias, entre las que enumeran 10 como las más reiterativas.

Norberto Vega, ex gerente general de Vega-Solví, puntualiza dos cosas necesarias que, según él, deben contemplarse en el nuevo contrato de aseo. Las sugerencias las hizo el miércoles, antes de retornar a su país tras ocho meses de dirigir la empresa brasileña en Santa Cruz.

El primero es encarar un barrido mecánico, por las características que tiene la urbe cruceña, en especial por la gran cantidad de áridos que existe. Considera que las empresas que se presenten a la licitación pueden tener capacidad de comprar la maquinaria que permitirá hacer un barrido mecánico.

De igual forma, se tiene que aumentar la frecuencia de la limpieza y el cortado del pasto en las áreas verdes en temporada de lluvia, pues a diferencia de otras épocas del año, este crece un centímetro por día, por lo tanto es difícil mantenerlos en buen estado. También debe exigirse la maquinaria adecuada para cumplir esta tarea.

El ingeniero ambiental Esteban Leigue coincide con Vega y con otros vecinos que aseguran que la educación ciudadana es fundamental para mantener limpia una ciudad.

Por eso cree que se debe trabajar en campañas educativas, a fin de que el ciudadano coopere con la limpieza. Además, opina que hay que pensar en el aseo urbano como un negocio, es decir, que se apueste por el reciclaje, para generar ganancias y fuentes de empleo.

Hermógenes Lupo que vive en el distrito 12, al igual que otros vecinos, opina que el servicio de aseo se ha normalizado, aunque hay todavía inconvenientes por resolver en ciertos barrios donde se ha cambiado la frecuencia de recolección, por lo que las amas de casa desconocen qué día deben sacar sus residuos.

Para Lupo, quedan muchas cosas que reconducir en el nuevo contrato. Exigirán que el servicio sea igual para todos y no diferenciado. “Todos pagamos por el servicio, por lo tanto tenemos derecho a un trato igualitario”, expresó.

Entre los cambios que plantea están establecer una frecuencia definitiva en recolección de la basura y llevar adelante campañas de educación ciudadana. Lupo cree que se deben descartar las volquetas, porque no están acondicionados para esta tarea.

También se espera que el operador busque la forma de que el vecino sea el mejor fiscalizador y pueda controlar a través de un sistema de GPS la recolección.

El basurólogo Wálter Rodríguez recuerda que la municipalidad contempló el lanzamiento de la nueva licitación para el 21 de septiembre, pero no lo hizo, por lo que ahora desconfía que cumpla con todo lo que exige esta nueva contratación.

Para él, la mejor forma de limpiar la capital cruceña es hacerlo por distrito, aunque de antemano el gobierno municipal ha anunciado que busca modernizar el servicio, por eso terminó los contratos que tenía con las microempresas y solo selló con Vega-Solví.

El 26 de enero de este año Emacruz asumió la limpieza de la ciudad luego de romper el contrato con el operador privado Suma, que tenía un contrato por 10 años. Ahora se prepara la nueva licitación.

Sugerencias

– 1. Participación. Incorporar mecanismos que permitan al vecino fiscalizar al operador de aseo. Puede ser con la tecnología de GPS, para que a través de una página web, verifique el recorrido de la unidad que recolecta la basura en su zona.

– 2. Educación ciudadana. Destinar un porcentaje de recursos a la educación. Establecer actividades concretas.

– 3. Barrido mecánico. Por la cantidad de árido recomiendan incorporar maquinaria para el barrido de calles.

– 4. Llantas. Establecer una recolección de llantas y definir el uso de las mismas.

– 5. Áreas verdes. Establecer frecuencias en el mantenimiento, tanto para época seca y para el periodo de lluvias.

– 6. Escombros y cachivaches. Determinar la forma de recolección de estos residuos.

– 7. Reciclaje. La separación de residuos en los domicilios.

– 8. Uniformidad. Que el servicio sea igual para los que viven dentro y fuera del quinto anillo.

– 9. Modernizar las flotas. Mejorar la recolección que se hace con volquetas. Los vecinos se quejan de que abren las bolsas de basura y los desechos terminan derramados en la calle.
– 10. Vertedero. Acondicionar a las normas ambientales el entierro sanitario.

Hay que tener al vecino como el principal aliado
Isabela Prado | Sicóloga social-Cedure
El nuevo contrato debe contemplar la separación de la basura en origen, para que se entierre menos residuos y dar más vida útil y beneficio medioambiental al vertedero.
Creo que debe contemplar, de manera explícita, a las asociaciones de recolectores, no como empleados, sino como aliados en el sistema de limpieza.
Hay cosas pendientes que todavía no están bien resueltas como las podas de árboles y el recojo de llantas y cascotes. Además, es indispensable acompañar estas iniciativas con educación ciudadana, porque al vecino hay que verlo como el principal aliado de una gestión municipal. La educación ciudadana no se hace solo con spot televisivos, sino con acciones permanentes de la Alcaldía, para cambiar los malos hábitos del ciudadano, obviamente los resultados no serán inmediatos, pero hay que hacerla.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*