Los hermanos mexicanos que componen el grupo Jesse & Joy fueron los grandes vencedores de la 13ª edición de los Grammy Latino, que se celebró anoche en Las Vegas, de donde se llevaron cuatro gramófonos aunque se les escapó el premio de mejor álbum, que se llevó Juanes.

En tanto, el disco “Piano y Charango”, del boliviano Eddy Navia y del cubano Chuchito Valdés, que competía en la categoría folklore, fue derrotada por la mexicana Lilla Downs.

El tema del dúo “¡Corre!” fue la grabación y mejor canción del año, y su disco “¿Con quién se queda el perro?” mejor álbum vocal pop contemporáneo.

Ese dúo consiguió otro gramófono dorado por el mejor vídeo musical corto por “Me voy”. Una noche mágica para estos jóvenes artistas que anoche superaron a los consagrados Juan Luis Guerra y Juanes en la carrera por los premios.

El colombiano vio cómo se le escapaban los premios principales hasta el último minuto cuando su “MTV Unplugged” fue proclamado el mejor álbum del año.

Juanes logró ya con ese mismo trabajo el Grammy Latino al mejor vídeo musical largo. Gracias a esos dos premios, el de Medellín se convirtió en el artista latino con más Grammys en su haber, un total de 20 entre Grammy Latino y Grammy anglosajón, uno más que los puertorriqueños Calle 13.

Juan Luis Guerra partía como el gran favorito en la gala, al acaparar seis nominaciones, más que nadie, pero sólo se impuso como mejor productor y mejor álbum del año, ambos por “MTV Unplugged” de Juanes.

Mexicanos fueron los ganadores del premio de mejor artista nuevo, que fue para 3Ball MTY con su disco “Inténtalo”.

Además, lograron múltiples gramófonos dorados la también mexicana Carla Morrison, el cubano Arturo Sandoval, el puertorriqueño Don Omar y los uruguayos El Cuarteto de Nos.

El veterano Sandoval se hizo con el galardón de mejor álbum de tango por “Tango como yo te siento” y mejor álbum de jazz latino por “Dear Diz (Every Day I Think of You)”, un disco que también consiguió el premio de mejor ingeniería de grabación, aunque en ese caso el gramófono dorado fue para los técnicos detrás del LP.

Don Omar consiguió su primer galardón por el mejor álbum de música urbana gracias a “MTO2 New Generation”, un disco que incluyó el tema “Hasta que salga el sol”, ganador del Grammy Latino a mejor canción urbana.

Honores a Caetano Veloso

El brasileño Caetano Veloso, nombrado Persona del Año por la Academia Latina de la Grabación, compartió Grammy Latino con Gilberto Gil e Ivete Sangalo por el mejor álbum de música popular brasileira con “Especial Ivete, Gil e Caetano”.

El espectáculo, transmitido en vivo por Univision desde el Centro de Eventos Mandalay Bay de Las Vegas, comenzó con imágenes que recordaban premiaciones de años anteriores a las que siguió de inmediato una actuación de Pitbull, quien acompañado por más de una docena de bailarinas en diminutos pantalones encendió la fiesta al ritmo de “Don’t Stop the Party”.

Uno de los números más emocionantes llegó cuando Sergio Dalma acompañó a Daniela Romo a interpretar su éxito de los 80 “Yo no te pido la luna”, poniendo a los presentes a cantar y bailar.

La actriz y cantante mexicana, que acaba de sobreponerse a un cáncer de seno y recibió el día anterior un Latin Grammy a la Excelencia Musical, fue ovacionada de pie por el público junto al artista español.

La 13a edición de los Latin Grammy fue nuevamente conducida por la actriz y cantante mexicana Lucero y el actor chileno Cristián de la Fuente.

Dejar respuesta